"SOLO NO PUEDES, CON AMIGOS SÍ": ESTRÉS EN LA CONSULTA VETERINARIA - La Brújula Canina